Testimonio María D.P.

El camino comienza, separándome, luego de casi treinta años de casada con el padre de mis hijos. Conozco una persona, me deslumbra su personalidad, y su “aparente” contención afectiva. Luego de transcurrido el período de “bombardeo amoroso”,...